Un caballo hannoveriano (alemán: Hannoveraner) es una raza de caballos de sangre caliente originaria de Alemania, que se ve a menudo en los Juegos Olímpicos y otros estilos de equitación ingleses competitivos, y ha ganado medallas de oro en las tres competiciones olímpicas ecuestres. Es uno de la sangre más antigua, más numerosa y más exitosa de la sangre caliente. Originalmente un caballo de carruaje, las infusiones de sangre pura sangre lo aligeraban para hacerlo más ágil y útil para la competencia. La raza de caballo Hannoveriano es conocido por su buen temperamento, atletismo, belleza y gracia.

🐎 Historia de la raza de caballo hannoveriano

La raza de caballo Hannover es sin duda el más exitoso y conocido de todos los sangre calientes alemanes, incluso de todas las razas europeas de sangre caliente. Es un icónico caballo deportivo conocido por su excelente conformación, habilidad atlética y récord de rendimiento; Como un atleta moderno para competir ya sea en adiestramiento o espectáculo de saltos, no podría desear más.

El Hannoveriano es más moderno que algunas razas europeas, quizás porque su creación específica era proporcionar un caballo de trabajo más ligero que los animales de tiro disponibles en ese momento. La raza fue creada en 1735 en Celle por Jorge II, Rey de Inglaterra y Elector de Hannover. Se utilizaron cruces de caballos españoles y napolitanos seguidas por el pura sangre. Esto luego produjo un caballo más ligero que podía funcionar en el campo de batalla, pero también podría ser puesto en un arnés y todavía era lo suficientemente fuerte para trabajar en la granja. El studbook oficial se inició en 1888.

Después de la Segunda Guerra Mundial, al igual que con muchas razas, cualquier uso militar desapareció hace mucho tiempo y la agricultura se estaba mecanizando, por lo que el enfoque cambió a la producción de un caballo de montar. Se utilizó sangre de pura sangre nuevamente para aligerar el marco y mejorar el rendimiento. El moderno Hannoveriano puede realmente reclamar la descendencia directa de los tres fundadores del Caballo de pura sangre, los árabes de Darley y Godolphin y el Turco de Byerley. Trakenhers también se utilizaron en la mezcla.

El resultado es un caballo deportivo apto para el propósito que a lo largo de los años ha estado sujeto a rigurosas pruebas de rendimiento para producir un atleta apto para competir. Se enfatiza no solo la conformación física y la apariencia, sino también el temperamento y el comportamiento, que son cruciales para el desempeño exitoso. El Hannoveriano tiene un estilo de vida ligero y redondo, con un impulso natural amado por los jueces de doma clásica y que ofrece una base natural para el salto.

Los hannoverianos son más comúnmente asociados con las dos disciplinas de doma y espectáculo de saltos en las que sobresalen. Ha habido numerosos y famosos ejemplos de esta raza a lo largo de los años en ambas disciplinas. Las estadísticas de la FEI demuestran que el Hannoveriano es la raza con mejor desempeño en todas las naciones en adiestramiento internacional y está constantemente entre las cinco mejores razas de saltadores de show exitosos. Se les ve con menos frecuencia en eventos, ya que la velocidad no ha sido el principal impulsor en su reproducción.

Por otro lado, es curioso, ya que se han ejecutado cambios en los niveles más elevados del evento de tres días en la etapa de cross country, es decir, la eliminación de la carrera de obstáculos, las carreteras y las pistas para que el show se caracterice ahora como “corto”. Se han ido arrastrando. Su creciente presencia también se atribuye a los requisitos cada vez más estrictos de los otros dos elementos de la sucesión, a saber, adiestramiento y espectáculo de saltos, en los que sobresale el Hannoveriano. Por lo tanto, ahora no es tan raro ver al Hanoverian como un caballo de evento.

Las raza de caballos Hannover llevan una marca que es la característica distintiva de la letra H para Hannover; esto ha permanecido sin cambios desde el inicio de la raza en 1735. La raza tiene registros de progenie verdaderamente impresionantes que muchas otras razas simplemente no pueden rivalizar y esto, junto con estrictas inspecciones y pruebas de rendimiento, es la razón por la que el Hanóver ha sido tan exitoso como un caballo de competición. Se sabe que los habitantes de Hannover son robustos para la salud ya que su reproducción selecta y continua ha tendido a eliminar los defectos hereditarios no deseados, como los pies pobres y otros problemas relacionados con la enfermedad.

La raza de caballos Hannoverianos son fáciles de conseguir en el Reino Unido, ya que son una raza popular debido a su éxito como caballos deportivos. La Sociedad Británica del Caballo Hannoveriano ofrece mucha información sobre la raza y los requisitos de registro en su sitio web. El BHHS es una sociedad hija de la Asociación de criadores de sangre caliente de Hannover en Alemania, por lo que los habitantes de Hannover que se crían aquí son elegibles para las mismas pruebas de rendimiento e inspección que sus homólogos alemanes.

Sin embargo, para la experiencia real de Hanover, viaje a las subastas en Verden en Alemania. Hay varias subastas que se llevan a cabo cada año en las que se puede comprar acciones de Hanover de la mejor calidad, desde potros hasta el rango de edad hasta caballos más viejos. Los caballos que se ofrecerán a través de las subastas se llevan a Verden aproximadamente cuatro semanas antes de la venta para la capacitación previa a la subasta y el examen de salud, lo que garantiza que solo la misma élite se ofrece a la venta.

👉 Características del caballo hannoveriano

• Los hannoverianos son elegantes, fuertes y robustos.
• Se crían para ser dispuestos y entrenables, y tienen una espalda fuerte, un cuerpo poderoso, movimientos atléticos y extremidades fuertes.
• La castaña, la bahía, el negro y el gris se encuentran con mayor frecuencia.
• Las normas prohíben el registro de caballos con demasiado blanco, y de caballos de piel de ante, palomino y cremello.
• Los caballos pueden medir 15.3–17.2 manos (63–70 pulgadas, 160–178 cm) de altura, pero la mayoría están en el rango de 16–16.2 manos (64–66 pulgadas, 163–168 cm).

Si quieres puedes ver más sobre el caballo Hannoveriano aqui

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *